9 d’abr. 2013

LA FUERZA

Un elfo muy fuerte arranca un árbol. Pero fijémonos: es un árbol seco.
La Fuerza debe servirnos para arrancar de nosotros las negatividades. Las cosas que nos lastran. No se trata tanto de eliminarlas de nuestro acervo vital: porque cualquier vivencia es experiencia que debe ser recordada para nuestro saber. Digamos que vamos llenando el zurrón de la vida con experiencia. Seguro que alguna vez nos servirá. 
Pero el tronco viejo arrancado puede servir para algo nuevo: para leña; para construir un refugio; para...
La Fuerza es Transformación.