24 de jul. 2013

VAINILLA...EN ESENCIA

Me llega el aroma de vainilla desde un perfume, o bien desde esos tubitos que contienen la sustancia lista para añadir a la repostería casera. Esencia de vainilla...
Encierra esta sustancia todo el encanto de su origen exótico. Es vitalísimo, elegante impulso que nos lleva a revelar nuestras intenciones: si a alguien nos acercamos oliendo a vainilla, a buen seguro despertaremos recuerdos y remembranzas infantiles: a pastel, a cocina antigua, a manos enharinadas. Simpatía.
A flores en estanques soñados, entre vegetación exuberante, tropical goce edénico...
Es la esencia de vainilla inocente propiciadora de confidencias, de traer a la memoria bonitas vivencias; pero es también la impulsora de pasiones, dulces, primordiales.